miércoles, 26 de septiembre de 2007

Tuto el cipayo

¿Desde que pedestal habla el plagiario de John Fitzgerald Kenedy? ¿Quién le ha otorgado esa petulancia como si se tratara de un docto conocedor de la historia y geografía de nuestro país? ¿Dónde cabe su memoria, cipayo del imperialismo norteamericano ya que esa memoria no cabe en su pequeña sesera?
Cuando usted era Subsecretario de Inversión Pública y Financiamiento Internacional y luego ministro de Finanzas de Jaime Paz Zamora ¿Cómo llevaba su chip al grupo consultivo de París y al club de París? ¿Hablaba primero con el embajador de Estados Unidos, el representante del Banco Mundial, el del Fondo Monetario , el del BID o el de la CAF para repasar las lecciones del Consenso de Washington? ¿O su buena memoria de contable aplicado de la IBM en Texas ya le permitían la opción de no pasar por esa instancia?
¿Qué recuerda de usted mismo señor Quiroga? ¿Que jugaba básquet en el Nonis de Santa Cruz, cuando su papá era embajador del Coronel Banzer? ¿Que pateaba pelotita en el patio de su casa cochabambina mientras sucedían las masacres de Tolata y Epizana a cargo del que su merced luego sería niño mimado, candidato a la vicepresidencia y sucesor?
Cuando los bravucones de la DEA se paseaban Santa Cruz empistolados, o disparaban al aire en el subtrópico chapareño, o hacían Piscinas-party con chicas benianas en el oriente salvaje ¿hacia dónde miraba usted Tuto? ¿Hacia Washington, o mejor hacia los hermosos rostros de su disitinguida esposa Ginger y sus hijas estadounidenses?
Y ahora nos quiere hacer creer que es todo un nacionalista. Que vitupera a Chávez por orgullo y soberanía bolivianas. Que se encoleriza porque llega, Amhadinejad, el presidente de Irán, pero ya no recuerda al embajador Rocha profiriendo incendios contra un candidato indígena a la presidencia de nuestro país.
Es decir ¿quién diablos se cree usted JQR, para intentar persuadirnos que todos los bolivianos somos idiotas y no sabemos quién es usted?

4 comentarios:

angelcaido666 dijo...

Las verdades le duelen
Ojala Tuto las leyera

Su discurso ya es batante aburrido, la verdad da pena a veces

saluty lo escucho siempre por la fides despues de los deportes.. caundo estoy en La Paz claro.

Andrés Pucci dijo...

por culpa de tuto, tenemos a evo presidente, bueno, por culpa de todos...

Julio Peñaloza Bretel dijo...

Evo puede llegar a ser un muy buen presidente Andrés. Tiene todavía mucho que recorrer. El día en que alcance, si es que lo hace, la magnanimidad del estadista, será que por fin alcanzó la madurez y serenidad que todavía le faltan.
Angel Caído, supongo que por en un anticristo te bautizaste así, gracias por escucharme en Fides, retomo el programa en próximas semanas porque ahora estoy en Sucre, trabajando en un documental sobre la Constituyente. Otra vez gracias a los dos.

Manu dijo...

Sinceramente Julio ¿Podía esperarse algo sino mediocridad de la mayor representación de la mentalidad colonial en Bolivia? Esa mentalidad que reniega de uno mismo y su origen, simplemente por que no se siente de aquí, sino de allá (USA). Como Goni, Tuto no es más que la máxima expresión de la alienación a la que ha sido sometida la sociedad boliviana en siglos de colonialidad material, hasta 1825, e ideológica, , hasta hoy. Lo que debemos sentir por Tuto es lástima y desconfianza. Lástima por que es una persona sin identidad, reniega de su madre, su tierra (la bolivianidad, Bolivia) y lo rechaza su padre, su modelo, USA. es un pobre diablo que solo refleja tristeza en sus ojos. Pero por eso mismo hay que tener cuidado con él, por que por eso mismo no tiene nada que perder, tanto le hace estar aquí que allá.