lunes, 21 de septiembre de 2009

Bolivia 2015

Ha cambiado Bolivia desde enero de 2006.
Ha removido sus entrañas para mirarlas todas sobre una mesa en la que a diario venimos diseccionandonos en el difícil propósito de hacernos comprensivos y comprensibles entre todos. En ese diseccionamiento, desnudos y desnudas, debemos ahora mirarnos en el inconmensurable espejo en el que puedan entrar todas nuestras materialidades, sin dejar afuera a nadie.
Ningún travieso empujón debe dejar al margen de la foto a indígenas y mestizos, negros, mulatos, blancos, blancoides, mujeres, hombres, heteros, homos, lesbicas, trans. Todos hacemos este todo, y el que siga negandose a aceptar esta realidad, se niega a reconocer que esto había sido Bolivia y no otra cosa.
Esta salida a la luz, esta certeza de que la unidad es la armonización inteligente y sincera de las diversidades, mayoritarias y minoritarias, es la que ha encabezado Evo Morales y por eso este aymara de Orinoca será reconocido como un presidente transformador que se atrevió a desafiar el orden establecido, cargándose al mismísimo Virrey contemporáneo, embajador del Imperio norteamericano, representante de la opresión y el sometimiento de quienes detentan en el planeta las armas de destrucción masiva y los dólares, que al final se convierten en sinónimos .
Ha cambiado Bolivia, pero a partir de enero de 2009 debe comenzar a cambiar radicalmente en la senda de la profunda y más compleja operación que es la de completar la defensa de nuestros recursos naturales con la formación de nuestros recursos humanos.
Una revolución con biodiversidad, gas, minerales, producción agrícola, y demás joyas que la naturaleza nos entrega, no será revolución sin hombres y mujeres bien alimentados y debidamente estimulados en el cincelamiento de sus capacidades y sus talentos. Si la revolución cubana ha llegado hasta aquí es porque los cubanos y las cubanas supieron que el camino es importante no por su principio y su fin, sino por su trayecto.
Si no nos empeñamos en esto, la revolución democrática y cultural será un proyecto trunco, vulnerable a los militantes de la uniformidad, la estandarización, la globalización, el facismo. Bolivia, en cinco años podrá comenzar a ser, distinta, en serio, cuando sea capaz de reunirse como sucedió el domingo 20 de septiembre en la plaza de la Revolución de La Habana, arropados todos por una mística en la que los cuerpos y los espíritus tenían absoluta e inequívoca claridad de por qué estaban allí para cantar y bailar con ese sugestivo estribillo de los Van Van: Muévete.

martes, 15 de septiembre de 2009

Las rajaduras de Santa Cruz

Tengo un asíduo lector que en nombre de una falsa cruceñidad sale al paso a defender casi siempre lo indefendible, y lo hace a menudo contraatacando con esa muy elemental excusa "es que el MAS...es que el gobierno...es que los indígenas..." es que, es que, es que.
De tanto distraerse con los es que, muchos niñatos de la Santa Cruz de la Sierra terrateniente, conocida por sus habilidades para la especulación financiera, los créditos vinculados y el manoseo del Estado cuando de pedir pita se trataba (dictaduras y democracia MNR-MIR-ADN), van quedando rezagados y fuera de juego en este tiempo de crisis financiera y necesidades del primer mundo de manotear como ahogados los dispositivos del proteccionismo para ponerle remedio al desenfreno mercantil que hizo del planeta un lugar sólo apto para los negocios, pero que prescindió de las identidades, los tejidos sociales y el medio ambiente. Hasta en los países ricos había sido necesaria una referencia estatal para evitar que los potros se desboquen.
Es ya demasiado visible que un grupículo que fue dueño de vidas y haciendas en el oriente boliviano, especialmente en la capital cruceña, va haciendo aguas por todas partes, al punto que hasta las goteras de sus humedecidos caserones jugaran en contra en la próxima época de lluvias. No puede comprenderse en otro contexto que no sea éste, la rabia incontrolable que le ha producido al presidente del Comité Cívico, Luis Nuñez, el hecho de que sus amigos de la CAINCO hayan decidido invitar al presidente Morales a la inauguración de la FEXPOCRUZ de este año, con el derecho que les asiste buscar algún tipo de protección luego de la muy mal montada aventura terrorista que lleva el nombre de Eduardo Rosza-Flores.
Nuñez, indiscutible objeto de estudio para la paleontología, que renunciará si Evo osa entrar a la Feria, debería haber hecho saltar las alarmas de la clase dominante a la que representa y con su actitud debería obligar a una reunión de mea culpa del más alto nível con la participación de todas las logias, que finalmente se han definido más logieras que cruceñas, como estructuras en las que se confirma que el capital no tiene patria.
Me explico: La estrategia cívico-prefectural de regionalización de la política, entusiastamente alentada por Cayetano Llobet, premiado con la presidencia del directorio del restituído diario El Día de propiedad del croata Marinkovic, fracasó en los lineamientos ejecutados el pasado año:
1) En el desbaratamiento de la aprobación de la nueva CPE.
2) En el intento del control violento de las instituciones estatales que habían sido bolivianas antes que cambas o chapacas (el Prefecto Rubén Costas demostró su extrema inutilidad como capitán de barco).
3) En la deficiente preparación mercenario-militar con el objetivo de generar una convulsión interna que diera como resultado un escenario parecido al de Honduras para provocar la división política y el quiebre territorial del país.
Por si esto no fuera suficiente, estos cruceños muy de cultura "cada gallo canta en su corral" (porque cuando salen de sus pagos se convierten en inofensivos pajaritos) la pelaron en sus decisiones electorales:
Germán Antelo dió lugar a que por primera vez en su historia el MNR se quedara sin participar en elecciones, perdiendo de vista que los últimos bastiones del que fuera el partido más importante del siglo XX, están en Santa Cruz y el Beni.
Oscar Ortíz, en lugar de pensar en una estrategia unificada regional, fue a abrazarse con el colla Doria Medina y mandó por un tubo el supuesto engorde personal con sello de cruceñidad en el que andaba afanado para generar una plancha sólida de su departamento.
Así tenemos que el uno, Antelo, de la logia Toborochis, está en la candidatura del capitán Reyes Villa y Ortíz, de la logia Caballeros del Oriente, terminó buscando franja de seguridad en la candidatura del empresario de cemento.
Como para que no hayan dudas de las fisuras en este desparramado equipo de reyes chiquitos, Costas ha decidido neutralidad anunciando anticipadamente la derrota de diciembre y la recarga de baterías para la batalla por la gobernación de abril, cosa que por supuesto ha irritado al galeno Antelo, aspirante a primer senador bajo el ala del sórdido capitán, ex edecan de García Meza.
La cultura logiera de un pacto incólume por décadas por Santa Cruz se ha resquebrajado. Ahora cada una de esas logias están exponiendo impudicamente sus trapitos, mientras Branko se ha escondido para no acudir a un citatorio judicial en el que se le preguntaría por sus presuntos nexos con los mercenarios de abril. Y para completar este panorama, tenemos que todas las capas de maquillaje de un segmento social muy aferrado a la vida de apariencias, empiezan a chorrearse porque detrás de las agencias de modelos y eventos de belleza, muy característicos de la Santa Cruz "moderna" --es un secreto a voces en los cafés de la avenida Monseñor Rivero-- hay una prostitución de alto standing que hace todavía más decadente el panorama. Una Santa Cruz de la Sierra de muy lindas pieles, pero paradojicamente, muy decrépita por su vacío existencial y un regionalismo condenado al desuso definitivo.
Los cruceños que van a Miami o a Camboriú, usan gafas de sol parecidas a las de David Beckham, y llevan en las muñecas los Rolex heredados de los abuelos o comprados en el último veraneo, no están habilitados para intentar proyecto cívico-político alguno, se autoconvencieron que con sus cabildos del falso millón podían y terminaron fracasando en el uso de la autonomía como bandera de lucha, y en la reivindicación del Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH) como pretexto para seguir fustigando un centralismo que ni los más conservadores centralistas quieren para el país. Su raquitismo intelectual los ha condenado: Casi todos los karayanas, en su momento, beneficiarios de la protección de la Unión Juvenil, deben saber quién es Britney Spears o Platiní Sánchez, pero la mayoría de estos señoritos saltarines de fraternidades en carnaval, no tienen idea de quién fue Gabriel René Moreno.
Ostentosos, dilapidadores, racistas, provincianos, los cruceños fieles al Comité Cívico como su principal iglesia han demostrado en estos últimos cuatro años que no tienen el mínimo interes en saltar a disputar el poder por un proyecto nacional. No basta ser ganadero, agroindustrial o comerciante (legal o ilegal) para pretender la toma del poder. Ese objetivo se consigue a fuerza de leer la realidad, hablar con todos los sectores del país, tender puentes de comprensión a través de la interculturalidad y debatir con fuerza de ideas.
-------
Sin otra bulla que la de sus pasos y arengas en las carreteras en varias marchas, sin dinero, gran parte de ellos víctimas de la miseria, el racismo y la exclusión, los indígenas de las tierras bajas han demostrado que se puede ser muy cruceño, muy beniano y muy boliviano sobre las bases de una profunda convicción en la identidad propia y en la lucha por un país de todos. No es casual por ello, que el proceso constituyente se haya gestado a fines de los noventa desde esos despreciados lugares que a partir de enero próximo tendrán carta de ciudadanía en la Asamblea Legislativa Plurinacional.
La Santa Cruz logiera va camino de su autoeliminación. La Santa Cruz plurinacional está en los inicios de su construcción. En hora buena, como dirían las guapas de la tele fashion.

lunes, 14 de septiembre de 2009

Entrevista en Página 12 de Argentina

Estuve en Buenos Aires hace cuatro meses, y recién hoy se publica la entrevista que me hicieron los colegas Natalia Aruguete y Wálter Isaía en el suplemento Diálogos del diario Página 12.
Con la aclaración de que ya no soy el gerente de informaciones de canal 7 como figura en la presentación, pongo en consideración de los seguidores de este blog, algunos criterios especialmente relacionados con el panorama mediático boliviano.
Nota: Para los que tuvieron problemas con el enlace, entrar directamente a www.pagina12.com.ar. Abrir "tapas" de la edición del lunes 14 de septiembre y ahí encuentran el título y el adelanto de la entrevista.

martes, 8 de septiembre de 2009

Los listos de las listas

"Listas para las listas" es el eslogan que ha manejado con muy buenos resultados la Coordinadora de la Mujer para lograr que haya paridad en la elaboración de las nóminas para las candidaturas a senadores y diputados que elegiremos en diciembre. En el caso del MAS, los escépticos han quedado sorprendidos porque efectivamente Evo Morales ha aceptado que el miti-miti es una regla de juego que se debe cumplir según lo manda lan nueva Constitución Política del Estado.
Pero habíamos olvidado las viejas prácticas que todavía prevalecen y tenemos que varios listos --y una lista-- se han cambiado de camiseta sin pudor alguno, al extremo de haber provocado la capitulación de Tuto Quiroga en su postulación a la Presidencia.
Como si se tratara de transferencias para una nueva temporada futbolística, presento aquí las movidas más notables y desvergonzadas que pasan a engrosar la historia del transfugio político en Bolivia:
Leopoldo Fernández, Roger Pinto, Pablo Klinsky y Lourdes Millares de PODEMOS pasaron a cobijarse bajo el ala de Manfred Reyes Villa, candidato de la extrema derecha, del Imperio, de los prefectos revocados y de todos los vividores de la política boliviana que emergieron de los oscuros callejones de las dictaduras.
A ese mismo equipo se ha ido Peter Maldonado que llegó al Parlamento como diputado por la Unidad Nacional de Samuel Doria Medina que, a su vez, ha recibido con los brazos abiertos al ex podemista Oscar Ortíz.
Para decirlo como en marcha callejera: "Aquí están, estos son, los que joden la nación".

domingo, 6 de septiembre de 2009

Zona Sur como metáfora de la derrota de la derecha

Luego de conversar en televisión con Juan Carlos Valdivia Flores y la productora de la película, Gabriela Mayre ("Bolivia piensa", canal 7, viernes 4 de septiembre), confirmé mis primeras percepciones con respecto de lo político en "Zona Sur" en sentido de que no había intención de fijar una posición explícita --tomar partido-- en favor de unos u otros, "porque la realidad es mucho más compleja que concebir las cosas en blanco y negro" según el propio guionista y director...aunque en el tratamiento visual el blanco y el negro sean predominantes.
Es fascinante que arte y ficción puedan resultar premonitorios en cuanto a los rasgos que incorporan de una sociedad desde lo psicológico, social y antropológico, y lo que vaticina "Zona Sur", sin proponerselo, es que los conservadores, los jailones, los oligarcas y los neutrales perderán en las próximas elecciones del 6 de diciembre, justamente por no reconocer la identidad plurinacional de Bolivia y por haberse negado a aprender que en estos cuatro años el país se encaminaba inexorablemente a la implosión y a la violencia, si de una vez no se incorporaba desde la estrategia de poder a todos: indígenas, campesinos, clase media, y blancoides negadores de la diversidad.
La derecha ha quedado atrapada en una cosmovisión donde no existen las contradicciones y la dinámica social como producto de la colonia y la República neocolonial, y en la que persiste una vieja lógica de hacer política comó búsqueda del control estatal y ciudadano apelando a sindicaciones vacías de concepto y a la búsquedad de generación del miedo del potencial votante, intentando persuadirlo que la confrontación está nada más sustentada en el odio y el revanchismo racial de "los malos".
Con esa visión obtusa y esa simplifación de la realidad se comprende mejor por qué la derecha perderá frente a Evo Morales y eso, la película de Valdivia, lo anticipa con la ventaja de quien trabaja sus convicciones desde la libertad creativa y sin las ataduras de quienes viven pertrechados nada más que con un prisma único basado en la pugna político electoral.